Currently browsing postre y pasteles

Caracolas hojaldradas creativas: dulces placeres para incluir en la “teoría del caracol”


Caracolas con glasé. Visto en : Alcalordeunbizcocho

Después de la orgía carnavalera de este sábado, qué mejor opción que dedicar el domingo a plácidos y sencillos placeres de autosuficiencia al calor del intimo hogar con aroma de pasteles y dulces caseros (¡toma retórica empalagosa!) y practicar algo de la teoría del caracol! . Joer que hambre me está dando, espera que voy a hacerme un bizcocho de chocolate en una taza en seis minutos en el micro. Vuelvo en seis minutos.

Foto de cocinaconnieves

Tic tac, tic tac, tic tac, cuidadín con lo que haces mientras me esperas…este blog tiene la última “tejnología ejpía vigila mierdaeuristas”.

Ya estoy de vuelta…¡ahora si, ¡al lio!

Vamos metamorfosear a las clásicas caracolas con  “guarrerías” varias, tales como frutas deshidratas,  mermelada de berenjena a la vainilla o mermelada de pimentos rojos dulces.  También puedes rociar la  placa de hojaldre con un spray (o simplemente dejando caer gotas desde tu mano) con aromas naturales, agua de azahar, aroma de vainilla, licores de tu gusto, infusión de anís verde o de té endulzados con miel, raspaduras de cáscaras de cítricos, café soluble, miel, con jengibre en polvo y leche de coco…pon la mente en marcha que últimamente tienes gandulería mental.

visto en : misrecetasfavoritas

Implicados indispensables en el asunto a tratar :

* Una placa de hojaldre
* Azúcar normal
* Mantequilla sin sal


visto en : eldulcequenonosfalte

¡A caracolear! 

1 – Si vas a utilzar pasas y otra clase de  fruta deshidratadas, primeramente remojarlas  en agua o en algún licor.
2 – Extiende el hojaldre (si no tienes rodillo practica con una botella de cristal, a las malas utiliza el puño presionando) sobre una superficie enharinada hasta conseguir 1/2 cm de grosor.
5. Unta, deposita delicadamente, arroja, pringa… la superficie de la plancha de hojaldre con alguna de las opciones que te hemos dado arriba, mermeladas, chocolate, aromas, frutas deshidratadas..etc, etc
6. Enrolla por el lado más largo, y corta el hojaldre en cilindros de 1,5 a 2 cm de grosor.
7. Ahora, vamos con las caracolas a la bandeja, a hornear hasta que los presentes las vean doradas, hecho que tiene que ser llevado a  a 175 C  de temperatura.
10. Baña con glaseado  

Glasé para las caracolas :

* Azúcar glass

* Mantequilla

* Agua

* 1 cucharadita de miel

* 50 ml leche

Añade el glasé por encima de las caracolas cuando estén frías, para darles ese aspecto brillante y opaco que las hace tan “profesionales”.

En un cacharro, ¡zas!, el azúcar glass (que no es arena blanca de las costas de Saturno y simplemente es azúcar normal pulverizado) y dos cucharadas de agua requetecaliente. Si lo necesitas, añade más agua hasta conseguir la textura de la de la foto de las caracolas con glasé. Pringa las caracolas.

¡Dios, que gula!, voy a hacerme otro bizcocho en taza en cinco minutos.  Ahí os apañéis sólitos con el caracoleo. Para la próxima caracolas saladas

Sidebar3 : Please add some widgets here.