Perder peso estrambóticamente en los años 40



La guerra al michelín no es nueva.Actualmente, con dos coxones de besugo, hacemos cosas tan esperpénticas como forrarnos con bolsas de basura cuando vamos a hacer footing, calzarnos sin ruborizarnos el irrisorio vibrapower y demás “abdomineitors” de la teletienda… ¿para cuándo una versión para utilizar en el retrete?…

Ya en los años 40 hacíamos el oligofrénico en los gimnasios.






Seitán “carne vegetal” 1 kilo por 2 euros, hecho directamente desde la harina



El seitán para los que no lo conozcan, es la proteína vegetal o gluten del trigo que se utiliza como sustituto de la carne animal. La textura y esponjosidad que adquiere una vez cocinado junto con salsa de soja, jengibre y alga kombu le convierte en uno de los alimentos más similares a la carne animal. Seitán versus carne animal: el seitán tiene más proteínas, es más digerible, sin colesterol, tiene menos grasa, menos sal, menos calorías y claro está, no existe ningún tipo de sufrimiento animal en su producción.

El proceso para conseguir seitán directamente desde la harina de trigo es muy sencillo y más barato que hacerlo desde el gluten de trigo comprado. Un kilo de seitán, hecho en casa cuesta 2€ contra los 4 euros que cuesta los 300 grms de seitán comercializado.Tan sólo hay que amasar, lavar y, finalmente, cocer.

* 1 kg. de harina de trigo normal.
* 1 litro de agua del grifo
* Un vaso de salsa de soja.
* 1 cabeza de ajos.
* 1 cucharada sopera de jengibre rallado o en polvo.
* 20 cm x 5 cm de alga kombu seca (de venta en herbolarios o establecimientos de productos orientales), pero si no tienes no pasa “na de na”, puedes hacer el seitán igualmente.

Elaboración:

1- Mezcla la harina con el agua suficiente como para hacer una masa que no se te pegue a esos dedos-porra que luces.Amasa y disfruta del “guarreteo” que conlleva manipular esta “plastelina” comestible.

2 – Cuando tengas la “pelota” de harina bien amasada la abandonas ahogándose en agua en cualquier cacharro hondo, durante 45 minutos.

3 – Cambias el agua (que se habrá vuelto blanquecina por el almidón que se va disolviendo en ella), y vuelves a “lavar” (sin detergente, que no te vamos a llamar guarro/a por ello) la masa echando agua limpia y cambiándola hasta que el agua salga limpia y transparente.Esto significa que ahora sólo queda el Seitán (gluten o proteína del trigo).

¡¡Socorro,coño, ¿qué son esos pegotitos más oscuros que están apareciendo en la masa y que antes no estaban?,¡ya la he liado!…tranqui, que esos pegotes más oscuros son el glutén o proteína del trigo, eso es que vas bien.


Pillas esa bola de masa más oscura y porosa, la mezcla con especias a tu gusto y la pones a cocinar a fuego lento durante 45 minutos a partir de que empiece a hervir en un litro de agua, el vaso de salsa de soja, el jengibre, la cabezota de ajos y el alga Kombu si la tienes a mano.

Transcurridos los 45 minutos, apagas el fuego y lo dejas enfriar.

Conservación del seitán:

Cuando el seitán esté frío lo puedes lonchear, cuadricular, filetear o cortar como te dé la real gana. Cocínalo como cocinarías cualquier pieza de carne animal…empanado, frito, en estofados, como albóndigas o hamburguesas, croquetas, en salsa,a la plancha con un chorrito de aceite, como relleno de lasañas, en sopas…etc, etc. Al tener un sabor suave le viene bien que lo cocines con algún sofrito, aliño, salsa de soja, o le agregues especias.
En el frigo dura tres o cuatro días, pero no tienes ningún problema si lo quieres congelar para usarlo cuando lo necesites.

MUY IMPORTANTE: El seitán, prohibido para las personas con intolerancia al gluten.

Fuente : ecocosas





Chocolatina Twix gigante : golosos preparaos para orgasmar



El camarada “viejuno” Luis nos ha mandado esta recetón que hará las delicias de cualquier obsesivo golosón. Luis ha tenido la genial idea de elevar a potencia cinco la famosa barrita Twix y se ha currado un “peazo” turorial como la copa de un pino con fotos incluidas.

Twix

¡¡Golosos preparaos para un dulzón orgasmo elevado a potencia cinco!!

Aquí os pasamos la receta de Luis (descachifollada después de haber pasado por nuestras indecentes manos). Podéis ver la receta virgen del camarada Luis en este enlace, junto con una sencilla tarta de galletas que también se ha “currao”.

Notita aclaratoria que luego os haceis un chocho con las medidas: tomamos como unidad base una parte de harina, que creo que será mas práctico que en “subgramos”,  Amstrongs o nanómetros.

Ingredientes para el Twix colosal:

El núcleo inferior es de galleta y el superior de dulce de leche, siendo la cobertura de chocolate con leche.

1- Forra el molde por dentro con papel para horno, y déjalo lo más estirado posible.

* La Galleta:
-1 parte de harina
-2/3 partes de mantequilla
-1/5 parte de azúcar moreno ( si no tienes, utiliza blanca, no te vamos a dejar sin tu Twix gigante ya que estás aquí)

En un cuenco, bowl, tupper o cachivache similar, (si no tienes ninguno de los anteriores a mano, también sirve un cubo de fregar o el bidet), arroja todos los ingredientes del apartado “La Galleta” y mezcla bien hasta conseguir un pegote parecido al de la foto.

 

Coloca la masa en el fondo y la pasas una apisonadora para que quede nivelada. Para terminar de torturarla la pinchas con un tenedor. La galleta NO tiene que llegar a los bordes laterales del molde, para que por ese hueco que queda entre la galleta y las paredes del molde se cuele la cobertura de chocolate. Esto se consigue utilizando un molde trapezoidal en vez de uno con las paredes a 90º o no llevando el pegote de masa hasta las paredes del molde.

¡¡Al horno la masa de galleta a 190Cº durante 20 minutos. No la tuestes “demasié” que luego se pone dura como una piedra. Toquetea y si tiene textura como si fuera pan correoso, tirando millas…¡¡para fuera del horno!!. Deja enfriar y desmolda con mucho cuidado o se hará trizas.

El chocolate:

Pon otra vez un papel de hornear en el molde y al fío con el chocolate. Ahora, a elegir entre, opción Alfa: fundir el chocolate al baño maría o la opción Beta: poner directamente las tabletas de chocolate dentro del molde forrado y fundirlo en el horno a 100Cº. Como buenos atorrantes que somos por estos lares, nosotros elegimos la opción Beta, con las tabletas de chocolate directamente al horno y listo.

Cuando el chocolate tenga pinta de estar semifundido, saca el molde del horno y dale unos golpecitos en la base (le preguntáis a Miguel, si los golpecitos se dan en el chocolate o en el molde, porque aquí yo me he hecho la picha un lío).

Deja enfriar, pero antes de que solidifique del todo, pilla un cuchillo de punta de la capital de Italia y despega el chocolate pegado a las paredes del molde un par de centímetros.

Mete el molde al frigo para que el chocolate endurezca a tope y aguante el embiste del siguiente proceso.

. El Dulce de leche:
-1/3 parte de mantequilla
-2 partes y una 1/4 parte de leche condensada.
-1/5 parte de azúcar moreno

¡A la cacerola a fuego medio con todos estos ingredientes durante 10 minutejos!. Remover ¡¡SIN DEJAR DE REMOVER, por Dios y la Santísima Trinidad!! (así que, el pipí y el popó lo haces antes de la receta).Esto último es VITAL, (el pobre Luis se fue al teléfono 10 segundos (eso dice él, ¡a saber dónde se fue en realidad!) y luego tuvo que pegarse con el nanas metálico y la cacerola.

 Saca el molde del frigo y vierte el dulce de leche fundido dentro.

Dejamos enfriar un poco más la mezcla y colocamos la masa de galleta que hicimos encima.


.La Cobertura Chocolate
:
-2 partes de Chocolate con leche

Fundes el chocolate, esta vez al baño maría. Para los cocinillas pardillos, calentar al baño maría consiste en poner un recipiente con el producto a fundir dentro de otro más grande con agua y éste a su vez al fuego, de forma que se calienta el agua y ésta, indirectamente, calienta el producto. De esta forma no se quemará el producto, en este caso el chocolate.

Vuelca el chocolate fundido hasta cubrir todo el tinglado del molde

Enfría en la nevera (el tiempo se lo preguntas al camarada Luis, que yo vivo sin reloj desde hace 11 años) mientras que te comes las uñas, nerviosito por meter mano al puñetero Twix XXL.

Ahora por fin, la “peazo”, colosal Twix está acabado y sólo queda desmoldar. Tira de los lados del papel que pusiste dentro del molde para desmoldarla…y ¡¡¡¡ta-chan!!!..¡¡a orgasmar Twixteando!!.

 

 





Emparedado Mar y Tierra



 

Lo “gourmet” no está intrínsecamente unido a un producto,  sino en cómo describamos ese producto. Para muestra un botón…

“Emparedado Toscano Mar y Tierra”

* Pan de trigo de miga blanca tierna y crocante de corteza (¡¡coño, pero si eso es el pan nuestro de cada día, aunque sea un verdadero plástico amasado!!)
* Mayonesa al jugo de oro líquido vegetal (mayonesa de bote sin darse tanto pote”, pero ojo no de huevo sino de leche de soja).
* Pimientos de piquillo de huerto ( no sabía yo que los pimientos se pudiesen cultivar en el Mar. También valen los pimientos  morrones en lata, sin dar tanto la lata).

* “Atún vegetariano” del Océano  (ya estoy oyendo a los vegetarianos ¡¡a la hoguera!!, atún,  ha dicho atún, lavadle la boca con jabón!!), tranquis que el “atún vegetariano” es en realidad algas Kombu, que son unas nalgas, errr perdón unas algas que se pueden comer crudas).
* Olivas negras despepitadas y en aceite de frutos de olivo, “useasé” aceitunas de lata sin hueso, ni más ni menos.
* Bouquet de lechugas (las bolsas guarras esas de mezclas de lechugas troceadas)

* Semillas de girasol secadas al Sol  (que en realidad son las  pipas de girasol  de “toa” la vida pero pelas y mondás)

Apáñatelas para conseguir sacar un bocata” gourmet”mezclando los ingredientes.  Supongo que lo conseguirás tú solito sin tener que pedir ayuda a la vecinita del quinto.  Si no consigues superar la prueba, no te dignes a volver a aparecer por aquí.





El hambre como negocio en España



Goldman Sachs es uno de los grupos de banca de inversión y valores más grandes del mundo y sus fondos de inversiones están hasta en la sopa. Literalmente.

En el España, almorzamos con Goldman Sachs. Como ha denunciado el investigador Carles Soler, “Goldman & Sachs es propietaria de una de las grandes multinacionales de la restauración colectiva (ISS Facility Services), que en el España sirve 22 millones de comidas anuales”.

En restaurantes de escuelas, hospitales o de residencias de la tercera edad, te alimentan para el buen provecho del mismo banco de inversiones responsable del hambre del siglo XXI. Porque Goldman Sachs no ha descuidado para nada el sector agrícola como fuente, no de comida, sino de beneficios económicos.

Los encontramos en su salsa cuando hablamos de petróleo, vivienda o cría de cerdos.
Sus legiones de ejecutivos “goldmanitas” controlan a cara descubierta gobiernos, ministerios, bancos centrales y otras instituciones públicas en Europa y Estados Unidos.

En 1991, los cerebros de Goldman Sachs repletos de ideas jugosas para las gentes de la bolsa, crearon un instrumento financiero que permite a cualquier pájaro invertir sus riquezas en productos básicos como el trigo, arroz o café. De lo que se come se cría, y criaron toneladas de beneficios.

Tantas apuestas sobre la ruleta de los mercados de los granos básicos son las responsables de la subida de precios de éstos, y por tanto, responsables de que millones de personas no puedan adquirir sus alimentos necesarios.

Desde el año 2000 hasta ahora, sin otras burbujas que inflar, el precio de los alimentos básicos prácticamente se ha triplicado en paralelo al incremento de los activos financieros en estos exquisitos platos financieros.

Para Goldman Sachs, invertir en panes y peces esperando su mágica multiplicación, les representa al año beneficios de 5 mil millones de dólares. Mucho dinero que en pocos años daría para reparar el hambre global, pero claro, ese no es su propósito, ese no es su negocio, es todo lo contrario. Fabrican hambre, son “hambreadores”.

Un nuevo negocio, también “hambreador”, ha salido al escenario. Comprar las mejores tierras fértiles para exigirles (hasta su agotamiento) la producción de biomasa –la energía que moverá el mundo y resolverá buena parte de los problemas ecológicos del Planeta. Dicen, pero es pura farsa.

Y, efectivamente, algunos personajes hechos en Goldman Sachs ya están en él. Como Joakim Helenius, y su fondo de inversiones Trigon Agri Fund, que se sepa lleva acumuladas sobre 170 mil hectáreas de tierras cultivables en la región de tierras negras en Rusia y Ucrania. O Neil Crowder que con el fondo Chayton Capital ha arrendado para los próximos 14 años 20 mil hectáreas en Zambia.

Abanderando la lucha contra el hambre, más hambre. Abanderando la lucha contra el cambio climático, más hambre.
Con la comida no se juega.
Fuente : Attacespaña





Page 57 of 111« First...102030...5556575859...708090...Last »

Sidebar3 : Please add some widgets here.