Archivo para el 01/13

Barbacoa de emergencia con una lata de café



Ingeniosa idea la de la imagen. Con una lata metálica de café (o de otros productos), una rejilla pequeña de grill, papel de aluminio y unas piedras, podemos improvisar una especie de cocina-barbacoa de emergencia con la que hacernos algo rico a la parrilla (entiendo que para 1 ó 2 personas). Eso sí, que me perdonen los veganos… la imagen muestra unas “lustrosas” salchichas en vez de unas sanas verduritas. Asimismo, habrá que disponer de unas tijeras que corten bien el metal de las latas… ¿será suficiente con las que tenemos en casa?

cocina-emergencia

“Des-Ikea” tu mente: Hacer los Rollitos de Canela del Ikea… ¡pero caseros!



instruccciones ikea

Compré una pala en Ikea para cavar mi tumba… lara lara,lala,laralaaaaaaa!!

El enorme impacto que tiene en nuestras vidas el fenómeno de Ikea es innegable. Actualmente, una gran mayoría de visitantes del Ikea intentan convertir su visita en una terapia emocional. Pero la verdad es que del laberinto serpenteante “Ikeniano” se sale con la sensación de estar a punto de sufrir un accidente cerebrovascular, “úsease”, turulato perdido.

Lo que se esconde detrás de La República independiente del hombre más rico de Europa:

* Explotación laboral a la que son sometidos las personas que trabajan para esta multinacional en India, Vietnam, Bulgaría… (carencia de sindicatos, sueldos míseros, jornadas extenuantes, trabajo infantil…).

El ecologismo de pandereta que nos vende su catálogo no nos cuenta nada de la otra realidad de Ikea. La Ikea que contribuye a la destrucción del medio ambiente (deforestación, toneladas de emisiones de CO2, la insostenibilidad de la extracción del aceite de palma, la presencia de sustancias tóxicas en sus productos)… compré una pala en Ikea para cavar mi tumba…

* Ikea fomenta un modelo de consumo desenfrenado y la redecoración de tu vida estilo “usar y tirar” en cada temporada.

Aparte de lo antes comentado, además Ikea es un caldo de cultivo para los malos “rollitos” entre parejas (debe de ser el efecto aturdidor del laberinto que como bien indica su deficnición en la “Wiki.wiki”, es un lugar formado por calles y encrucijadas, intencionadamente complejo para confundir a quien se adentre en él).

Rollitos canela ikea caseros2

Aquí van algunos de los momentazos de las parejas de “tontolitos” desorientados en el laberinto “Ikeniano” cuando alcanzan los índices de máxima apoplejía.

1 – El momentazo “no cabe, cariño, ¡no cabe!”. Que sí, “cari”, en el catálogo pone que esta habitación tiene 10m cuadrados y la nuestra tiene 12m cuadrados, luego ya si eso comparamos un calzador en la sección de las chorradas plásticas…

2 -No doy un paso más. Es cuando un miembro de la pareja se deja caer sobre una silla o sofá y dice: “!Aclárate!, haz lo que quieras que yo te espero aquí.” Y para qué quieres más…”

3 -Dile a tu madre que no opine o se vuelve en bus. Y se monta…

4- Quien usa la cocina soy yo, así que déjame a mí decidir. De ahí se pasa rápidamente al tema de roles y quién hace qué en casa. Y se lía…

5- ¿Y dónde piensas poner eso? Que es cuando sólo a uno de los dos le da el frenesí moderno y le apetece darle un aire nuevo a la casa. Y se monta una buena sobre el gusto de cada uno.

6- Se sale por ahí, que es un atajo. Mucho ojo con esto. Es como la casilla “de puente a puente y tiro porque me lleva la corriente”, que puedes ir para adelante pero también para atrás. Y se te cae el pelo.

7- Te van a oír. “Mira esos las cortinas que están cogiendo, cómo tiene que ser su casa. Mira los pantalones que lleva, no me extraña… anda coge un lapicito de madera”.

8- “Déjame que yo puedo”, que suele acabar con escandalera al caer la “GINKLF” a plomo sobre el carro desde la estantería. “Te lo había avisado”. “!Y tú, solo tenías que sujetar el carro!”. Y se vuelve a montar…

9- En caja: teníamos que habernos puesto en esa fila, teníamos que habernos puesto en esa fila, teníamos que habernos puesto en esa fila. Los de las cortinas ya han salido y se van a comprar todas las galletas.

10- “No caben 2”. En el parking cuando la JRANFKL, como decía la contraparte, no cabe ni de broma y fuerzas por orgullo. Estás dispuesto a conducir con la nariz pegada al cristal, te cargas el embellecedor del asiento, salta el cenicero lateral y al desistir, ya sin fuerzas, te cae en el pié al apoyarlo en el suelo. “ !Ves, eso por lo del talón de antes!”

11- ( Ya en casa) ¡Sobran piezas! Estos cachondos se han equivocado. (De eso nada. Solo se conoce de un caso en la historia, en Oslo, en que a una mesilla le sobraba uno de los plásticos que se ponen bajo las patas para que no raye el suelo, e IKEA les amuebló la casa entera gratis y a casi medio Oslo). Más vale empezar de nuevo, luego no llores cuando tu armario se caiga a pedazos.

Hala venga, que tanto ajetreo da mucha hambre…

Rollitos de Canela de Ikea caseros

Caracolas canela Ikea caseras kanelbullar

Los Rollitos de canela que se venden como “rosquillas” para los desayunos y las meriendas en el Ikea, son Kanelbullar suecos y aquí tienes la receta para hacerlos en casa sin tener que pasar por el suplicio de ir a Ikea a comprarlos.

Te salen unos 20 Rollitos aprox

Ingredientes

La Masa

* Dos cucharadas colmadas de mantequilla (aprox 100g)
* 250 ml leche
* 25g levadura fresca o de panadero
* Una pizca de sal
* Medio (vaso de los de agua) de azúcar (aprox 120g)
* 500 g de Harina de fuerza
* Opcional un “flush” de cardamomo en polvo

1 – Pilla una olla (o un “miniondas”), templa (a unos 37º, sin dejar que llegue a hervir) en ella la mantequilla y la leche.

2 – Diluye la levadura fresca en un cuenco con algo de la leche que has templado. Mezcla a manubrio (que mola más sobar la masa) o a batidora, la leche tibia, la sal, el azúcar y la harina. Amasa-que-te-aremasa-

3 – Mete el pegote en un cuenco y tapa con un paño limpio. Deja que medite durante media hora en un sitio cálido (pj un radiador). La masa crecerá como los Gremlings si les das de cenar después de las 12pm.

El relleno

* Dos cucharadas colmadas de mantequilla blanda (aprox 100g)
* Cuatro cucharadas de azúcar blanquilla o moreno (aprox 80g)
* 1 1/2 cucharada rasa de canela molida
* Una cucharada de agua

4- Aplana la masa con un rodillo o una botella de cristal. Mezcla la mantequilla blanda con la canela, el agua y el azúcar. Unta la mezcla mantequillo-canelada encima de la masa. Enrolla la masa y corta en tiras de 2cm.

El Glaseado

* Un huevo batido
* Media cucharadita de agua
* Una pizca de sal
* Azúcar granulado (lo puedes hacer tu mism@ formando bolitas con una mezcla de azúcar glass con un poco de agua, paso a paso aquí)

5 – Deja en paz durante 30 minutos más. Al finalizar este tiempo, pinturrejea las caracolas con el huevo batido mezclado con la cucharada de agua y la pizca de sal. Añade por encima de los rollitos pegotitos del azúcar granuladoLas pones en una bandeja de horno, sobre papel de hornear, moldes grandes de magdalenas o espolvorea la bandeja con algo de harina para que no se peguen. Mientras, para que tengas algo que hacer, precalienta el horno a 250ºC

6 – ¡Al horno! de 5 a 10 minutos a 250°C .

Aquí os dejo unas instrucciones para montar un bebé, que es mucho más divertido que ir a perderse por los laberintos del Ikea.

Instrucciones Ikea Rollitos canela Ikea caseros

Fuentes:

Rebelión.org libro “IKEA, un modelo desmontable”, escrito por Olivier Baily, Denis Lambert y Jean-Marc Caudron

Yorokobu

Mikesacks

Mejillones en escabeche caseros



Mejillones en escabeche caseros 3

Foto de miabuelareme, un blog donde podéis encontrar recetas tradicionales recopiladas a través de 30 años

La receta se la tenéis que agradecer a la camarada Araceli que nos la ha pasado muy amablemente.

MEJILLONES EN ESCABECHE

Ingredientes:

* 2 kilos de mejillones frescos
* 2 dientes de ajo
* 2 hojas de laurel
* 1/2 taza de aceite de oliva
* Una taza de vinagre de vino o de sidra
* Una taza del caldo resultante de abrirlos
* Un chorrito de vino blanco
* Una cucharada sopera de pimentón
* Opcional, un clavo de olor, tomillo o romero

mejillones escabeche caseros2

1 – Por un lado, limpiar raspando las conchas con un cuchillo (luego cuando estén abiertos les podemos quitar las barbas con una tijera) y poner a abrir al vapor (directamente en una olla sin nada de agua). Que se abran pero con cuidado de que se cuezan demasiado, se encojen y dan pena. Una vez abiertos, vaciar las conchas y limpiar de barbas los mejillones y reservar.

2 – Por otro, poner el aceite en un recipiente en el que quepan los ingredientes, una sartén honda, por ejemplo. Añadir aceite y los ajos pelados partidos por la mitad y dorar levemente. Solo dorar, si se queman amargan. Cuando los ajos estén dorados apartar del fuego, echar el pimentón y el laurel, el vinagre, el vino blanco y el caldo de mejillones. Volver a poner al fuego y dejar que suavemente hierva unos diez minutos para que evaporen los efluvios del vinagre y suavice el caldo. Echar los mejillones limpios sin la concha y llevar a ebullición de nuevo. Apartar del fuego y una vez fríos, poner en un tarro con tapa de rosca y a la nevera, deben quedar cubiertos sin que asome ninguno. No comer antes de 4 o 5 días para que cojan el escabeche.

* Si pillas un bote de cristal decente y lo decoras con alguna etiqueta chula, puede ser un regalo original si te invitan a cenar en alguna casa.

* Esta receta se puede hacer con caballa, con sardinas, con pollo (las alitas o muslos están deliciosos y si lo haces con las pechugas, hasta son comestibles) o codornices. Sustituir caldo de mejillones por caldo de pescado, pollo o agua, según el caso Siempre sale bien, siempre está delicioso y es una estupenda forma de conservar alimentos.

Jamie Oliver: “Vuestros hijos vivirán diez años menos que vosotros a causa de su alimentación”



Algo no va bien en la era del “Nutricionismo” cuando una gran cantidad de niños estadounidenses no saben distinguir un tomate de una patata y cuando en los comedores escolares les plantan como desayuno pizza, salchichas o hamburguesas

Algo no va bien cuando en sus primeros cinco años de vida, un crío ingiere la cantidad de azúcar equivalente a una carretilla llena de terrones de azúcar (y para colmo esta cantidad de azúcar se refiere únicamente a la que proviene de endulzar la leche para que les sea más apetitosa). Añade a esta carretilla de terrones de glucosa la porción proveniente de todos los alimentos azucarados que toman.

Algo huele a chamusquina cuando el número de personas que sufren problemas relacionados con la sobrenutrición sobrepasa al número de las que lo sufren problemas relacionados con la nutrición.

Algo huele a podrido cuando, en Norteamérica está creciendo a marchas desmesuradas la utilización de ataúdes tamaño XXXL que tienen que ser sacados del hogar (con su inquilino en el interior) con una grúa.

Algo no cuadra, cuando con todos los avances que hoy en día tenemos a nuestra mano, la generación de nuestros hijos tiene una esperanza 10 años menos de vida más corta que la de sus padres.

Las cuentas nutricionales no nos salen, cuando en la era del Nutricionismo” en la que vivimos somos bombardeados por la mercadotecnia de la publicidad para que comamos científicamente alimentos “inteligentes”, estamos sobrealimentados y a la vez con carencias nutricionales.

Vivimos paranoicos y obsesionados con los homicidios y tenemos delante de nuestras narices al mayor asesino de todos, las enfermedades relacionadas con la alimentación.

Algo no va bien cuando un chef, Jamie Oliver, nos tiene que echar un rapapolvo en este vídeo (subtítulos en español) de una de sus charlas en el TED… Necesitamos una auténtica revolución alimenticia. Por ahora son los norteamericanos los que más bronca se llevan en este tema, pero nosotros, que hasta ahora presumíamos de nuestra dieta “,Mediterranea” vamos derechitos al abismo.

– Datos obtenidos en el libro “El detective en el supermercado” (Michael Pollan)
-La cita de Jamie Oliver que aparece en el título de este post, extraída del mismo vídeo, es una traducción libre de esta frase: “Your child will live a life ten years younger than you because of the landscape of food that we’ve built around them”

Cómo hacer Bisutería DIY, Orgánica y Original con Frutas Deshidratadas



Hoy hablamos de esas “cosas” provenientes de la naturaleza de los invernaderos y que aprovechan las madres para torturarnos cuidarnos y vitaminarnos… ¡quién no ha soportado la matraca sido bendecido por las dulces palabras maternales… ¡¡Manolito, tómate de una puñetera vez ya el zumo que se le van las vitamiiiinas!!. Cuando además de esas “cosas”, en la mesa se ofrece flan, helado, arroz con leche… decir ¡yo quiero fruta! es seña indiscutible de querer hacerse el guay o de que te falta un tornillo. ¿Quién cojones quiere fruta teniendo arroz con leche?, nadie, vigilarle es un traidor.

Actualmente el rollito filosófico de lo orgánico, de las tres R y de lo políticamente correcto con nuestro planeta está de moda. El último grito en bisutería es utilizar elementos vegetales… ¡Pos mu” bien!, pongámonos a la moda…
Como ser ecológico, al parecer, no está reñido con la filosofía del dinero, estas joyas frutales se comercializan por un precio que va desde los 20 euros hasta más de 80 euros. (No les debe de salir mal el beneficio obtenido por un trozo de fresón engarzado en un cordel). Como mierdaeuristas militantes y practicantes del DIY ya sabéis de que va a tratar el post, de hacer estas joyas orgánicas nosotros mismos ¡que está chupao!.

Diy-bisutería-orgánica-con-frutas-desecadas

Naranjas normales o sanguinas (que aunque el nombre suene a sanguinario, son inofensivas), kiwis, tomates, caquis, plátanos, fresas, manzanas (fuente de inspiración para un tío vago y listo llamado Isaac), pieles de mandarinas, cáscara de pistachos, semillas de girasol o de calabaza. Toda una variedad de frutos naturales que se transforman en originales joyas tras pasar por el fácil proceso de deshidratación y engarce.

Diy-bisutería-orgánica-con-frutas-desecadas-81

Desventaja de este diseño : el cuidado que hay que tener de no lucirle en la calle en días lluviosos, si no has barnizado suficientemente las lonchas de fruta si se moja, adiós al anillo fruteril.
Ventaja: Si te ves muy mareado de hambre a media mañana te puede servir como “temtempie” (si no le has barnizado).

bisutería-orgánica-con-frutas-deshidratadas-6

Sólo necesitas:

* Fruta que se pueda cortar a rodajas pieles o frutos secos,
* Recipiente con agua y sal
* Microondas (otra opción más ecológica, el sol)
* Barniz y brocha fina
* Un “flush” de Imaginación
* Engarces

DIY-joyas-orgánicas-con-frutas-deshidratadas

1 – Corta la fruta a rodajas de entre 0,5 cm y 1 cm o las pieles de las frutas (cítricos, raspada la parte blanca)

bisutería-creativa-frutas-deshidratadas

2 – Introduce las rodajas de fruta en un cuenco lleno de agua y un puñado de sal. Deja en paz durante unos 10 minutejos.

3 – Con cuidado de no destrozarlas, seca las rodajas con papel de cocina o un paño fino. Coloca las rodajas en un plato llano y tápalas con papel de cocina. Mételo (con papel incluido) en el microondas a 800 kW durante 1 minuto. Si es verano y luce el sol, pon las rodajas de fruta sobre una rejilla y déjalas “tomando el sol” hasta que veas que se han deshidratado por completo (de dos a tres días, según el sol). En el proceso de secado al sol, mételas dentro de casa por la noche para que no cojan humedad.

4- Comprueba que están bien secas y barniza con varias capas de barniz incoloro y dejando secar el tiempo estimado en las instrucciones del bote de barniz entre capa y capa de éste.

5- Engarza creando el diseño que más te guste.

joyas frutas deshidratada

Opción más tecnológica y masculina para los varones que tengan dos cojones (de ir de esta guisa por la calle)

Joyas DIY con frutas deshidratadas

Vía : thatslikewhoa.com

Sidebar3 : Please add some widgets here.